Los Destilados de la Uva

Existen muchas bebidas destiladas que se elaboran a partir de uvas. Estas bebidas nacen de vinos blancos o tintos que se destilan aumentando de esta manera su graduación alcohólica y convirtiéndose en aguardientes.

Los destilados de vino aparecen en la historia aproximadamente en el siglo XII después del legado de la destilación de los alquimistas árabes. La escuela de Salerno en Italia, para esa época diferenciaba dos tipos de bebidas como las “aqua ardens” y las aqua vitae”, que eran de uso medicinal y cada tipo de bebida tenía una graduación alcohólica diferente.  Más adelante en el siglo XIII, se comienza a hablar del espíritu del vino, es por eso que a las bebidas destiladas se les conoce como “espirituosas”. El primer manual donde aparece toda la información para destilar vinos lo crea un catalán llamado Arnau de Vilanova y a partir de este manual otros personajes importantes fueron mejorando los procesos de destilación y las características organolépticas de estas bebidas, muchos de ellos pertenecían a las diferentes congregaciones religiosas católicas.

Alrededor del mundo y de acuerdo con las denominaciones de origen, podemos encontrar muchos destilados de uva como, por ejemplo: el Brandy en España, el Orujo también en España, especialmente de las regiones de Asturias y Galicia, el Cognac y Armagnac en Francia, la Grappa en Italia, El pisco en Perú y Chile, El Singani en Bolivia, entre otros que se producen en los países viticultores. Es importante mencionar que cada una de estas bebidas, se elabora en un país y una región específica donde las uvas que se utilizan, la mezcla de ellas y los métodos de elaboración junto con todas las memorias culturales de cada lugar, crean estilo único y unas características propias que se pueden apreciar en cada una de ellas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *